martes, 30 de agosto de 2011

Tu más puro amanecer

 te respiraba..
teniéndote entre mis brazos..
mientras el mar nos besaba..
y la arena hacía de lecho..
mis labios...recorrían los tuyos..
empapados de sal..
buscaba tus ojos
horizontes de grandeza..
tu piel me abarcaba y me apretaba..
sujeté tu pelo que mojaba mi cara..
tus uñas en mi espalda dejaban surcos..
busqué tus tersos muslos de mujer
aves inquietas de nido seguro..
fui recorriendo tu cuerpo de sol..
subiendo subiendo..hasta encontrarme..
con tu más puro amanecer...

9 comentarios:

Elizabeth dijo...

intenso... sensual y apasionado.

un beso

Lapislazuli dijo...

Exquisitamente sensual.

Marinel dijo...

Sublimes estos versos tan sensualmente delicados y profundos.
Un beso.

Mercedes Ridocci dijo...

Delicioso momento de pasión sobre aguas saladas.
Y al final... ese "más puro amanecer".

Un abrazo, apasionado poeta

Mercedes

María dijo...

Bonito amanecer de piel y sensaciones.

Me gusta...besos

Ananda Nilayán dijo...

Prudencio, has escrito un poema para recrearse en el y suspirar... y no puedo evitar pensarlo y decírtelo: en esos momentos la arena no molesta!!! :D

Besos ;)

Fali dijo...

Romantico y pasional entrada. Saludos prudencio desde Sevilla.

Luna dijo...

Bellamente apasionado...

Un saludo enorme, que tengas linda tarde.

Sneyder dijo...

Se respira sensualidad en cada frase del poema, el mar, la arena, fueron espectadores de la pasión de dos enamorados que fundieron su amor bajo la mágica noche.

Me alegra saludarte de nuevo.
Un beso